martes, 6 de enero de 2009

 



Si te atreves aseguir el teorema de la lógica

Cuando llegues al final errarás el resultado

Porque una ecuación no empírica

No tiene en cuenta los cálculos del corazón

Como la ley de Ohm, válida en baja frecuencia

Mas no aplicable en el campo de las microondas.

Si aceptas solamente lo material y lo establecido

Solo conseguirás estirar el tiempo de la duda

A costa de encoger el de la vida

Y serás como el polvo que arrastra un tifón

Dando vueltas alrededor de tu destino,

Sin saber como ni cuando

Cesará el movimiento y habrá otro mañana

Donde luzca el sol.

Y cuando lo descubras

Quizás sea tarde

3 comentarios:

Penélope dijo...

Qué triste sería vivir sin contar con la opinión del corazón...


Un beso


P

Anónimo dijo...

Yo siempre lo digo, las matemáticas y las ciencias, las crearon para quebrarnos la cabeza, con tanta hormiga que se agrupan y luego páque, pá trabajar, trabajar y…. vivir?.. y el corazón? , Luego pasa lo que pasa, te da un infarto… y los números que hacen? , ná de ná , se buscan a otro que juegue con ellos y es que son unos desagradecidos y no quieren a nadie, se alían con aquellos que sacan mejores porcentajes…. No puede ser hay que aliarse con las letras y que no te líen las de cambio, que son números y cifras disfrazados… Besos… Antoñi

Leni dijo...

El otro comen va en esta entrada..jajaja
Que mal calculo¡¡¡
beso